Abel Azcona: Personal, crítico y transgresor

VANGUARDIA de México entrevistó al artista español que busca remover tabús provocando directamente a las tradiciones y el pudor.

Desde invitar al espectador a participar en una orgía hasta usar hostias consagradas para escribir la palabra “Pederastía” en el suelo, los performance de Abel Azcona hacen que la crítica use su voz más  provocadora. “El arte procesual, el arte que yo hago, son procesos abiertos que un artista empieza a realizarlos desde que nace. Yo trabajo con temas biográficos y hay piezas que considero realicé a los tres, siete o doce años”. Así comenzó Abel Azcona a describir sus inicios dentro del arte. Deslindándose de los modos usuales en los que el artista es percibido, él no busca encasillarse. Por supuesto que hay fechas; entró a la Escuela de Artes de Pamplona a los 17 años y a partir de allí continuó como artista, aunque ahora de manera consciente, realizando actos en la calle y con el crecimiento de su nombre, en las galerías. La obra de Azcona es personal. Su pasado, lleno de abusos y abandono lo han dejado marcado. Fue adoptado por una familia conservadora de Pamplona, ciudad que él califica de ser también muy conservadora.

26 de Diciembre de 2016 / Reportaje completo en Vanguardia MX

 

EL PROVOCADOR ABEL AZCONA VIENE AL PAÍS

El artista interdisciplinario, censurado por su obra, traerá un proyecto sobre prostitución.

El artista interdisciplinario Abel Azcona vendrá a México en 2016 para presentar un proyecto sobre la prostitución, desde el punto de vista de un transexual. Haría de las calles capitalinas su escenario. En entrevista exclusiva para El Universal, Azcona señala que el arte debe crear una respuesta social. "Es una herramienta para que la gente reaccione. Esta sociedad está llena de una asepsia mental", comenta. Autor de proyectos como Vaginas Anónimas, No Deseado y Carne Sucia, entre otros, utiliza el performance o la muestra escénica, como el principal medio de su creación artística. "Para mí, el performance es el arte contemporáneo más directo y actual." El cuerpo humano es su herramienta predilecta. "El recurso que tenemos es nuestro cuerpo, y es una forma franca de llegar al espectador". Así, Azcona fusiona la muestra escénica proyectada a través del ser humano en una pieza artística única y continua, como la vida en sí. Atrayente y polémico, el artista navarro internacionalmente aclamado también ha sido duramente criticado e incluso censurado por montar performances explícitos.

29 de Agosto de 2015 / Reportaje completo en El Universal

 

Cuidado: el arte ofende 

¿Podrán librarse las artes plásticas del ataque de regresión moral por lo políticamente correcto que atraviesa la sociedad?

El arte se vale de quien lo mira. El artista Abel Azcona no se escandaliza con el cuadro de Balthus. “No es lo mismo que denuncie una persona católica a que denuncie una persona que ha sufrido abusos. Pero yo, que he sufrido abusos infantiles, no veo nada escandaloso. Quizá el artista esté denunciando precisamente eso”, asegura y avisa que la interpretación es la última pincelada de la obra. “El único arte que me interesa es el que me revuelve. De hecho, si la pieza fuera más explícita me habría gustado más”, comenta. Para Azcona el arte ya no es la búsqueda de lo bello por lo bello. El arte desnaturalizado y convertido en IKEA, es decir, ARCO, pierde la subversión. “Todo vale siempre y cuando se respetala integridad de las personas. Balthus estaría encantado con todo este revuelo. Cuando uno entra en un museo uno tiene que escandalizarse, sino para qué sirve el arte”, añade.

8 de Diciembre de 2017 / Reportaje completo  en El Español

 

Llevan la exposición "blasfema" de Abel Azcona ante el Tribunal de Estrasburgo por considerarla "vejatoria".

Ha sido denunciado por el Arzobispado de Pamplona y Tudela y Abogados Cristianos después de que el Tribunal Constitucional no admitiese la acusación por la obra en la que dibujó la palabra "pederastia" con formas consagradas.

La Asociación Española de Abogados Cristianos (AEAC) llevará a Abel Azcona ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo por la exposición, en su opinión, "vejatoria" que el artista inauguró en Pamplona en noviembre de 2015. La organización de juristas ha informado este jueves de que prepara ya la demanda que presentará en próximas semanas al considerar que la obra "Desenterrados", en la que Azcona aparecía desnudo junto a la palabra "pederastia" formada con 242 formas consagradas es "un claro ataque a los Derechos Fundamentales de los cristianos". La decisión de acudir a Estrasburgo llega después de que el Tribunal Constitucional no admitiera a trámite el recurso de amparo frente a los ataques a la libertad religiosa. Previamente la Audiencia de Navarra había archivado la querella interpuesta contra el artista al descartar que existieran delitos contra los sentimientos religiosos y de odio.

7 de Diciembre de 2017 / Noticia completa en El Español

 

Abel Azcona: "No hay nada más sexual que lo político"

El polémico 'performer' rescata en La Juan Gallery ocho piezas con el sexo como elemento vertebrado.

Abel Azcona (Pamplona, 1988) no es un artista cómodo ni fácil. Hace unos meses la edición americana de The Huffington Post le calificó como "heroico" después de que se tatuara al rededor del ano el lema Make America great again en Chicago para protestar por las políticas de Trump. En España, su performance más polémica fue la de formar con hostias consagradas la palabra pederastia. Aquello le valió una querella de la Asociación Española de Abogados Cristianos, de la que finalmente fue absuelto. "Siempre agradeceré a la Iglesia Católica el gran esfuerzo que ha hecho para dar a conocer mi obra", dice él con ironía para luego añadir: "Varios de mis proyectos han acabado en los juzgados, pero me parece un lugar maravilloso para hacer performance. No nos vamos a callar nunca". Azcona ha desembarcado en La Juan Gallery (Juanelo, 21), la única galería consagrada a la performance en la capital, para echar la vista atrás a su obra y recuperar, durante este fin de semana, ocho piezas que tienen el sexo como nexo común. "Estarán las piezas en las que el público pudo utilizar mi cuerpo libremente, en algunos caso, o previo pago. Obras como Empathy and prostitutionLa Guerra o Someone else, también La Calle donde mediante hormonas y un largo proceso acabé prostituyéndome como mujer en ciudades como Bogotá o Madrid. Proyectos como Winning Horse o Voyeur, entre otros, con sexo explícito con más 40 hombres, pero desde una visión crítica y en torno a una apología del abuso sexual". Para Azcona volver a ver estas piezas que rezuman dolor será complicado. "También morboso, me dará miedo, me hará recordar, pero es necesario vivir teniendo presente hasta los peores momentos de la vida". En esta ocasión, serán sus colaboradores los que encarnen estas duras performances. Mientras él estará en la Juan Gallery («probablemente ebrio») controlando lo que ocurra. Si su arte no es fácil, la propia vida de Azcona tampoco lo ha sido. Este joven es hijo de una prostituta heroinómana a la que no dejaron abortar. Ella y las situaciones de abuso que ha padecido a lo largo de su vida inspira todas las creaciones de este autor, que cada vez está virando más hacia la política en su trabajo (una de sus últimas propuestas ha sido afiliarse a 42 partidos, incluidos Falange o la CUP, para demostrar que toda ideología es dinero.

10 de Noviembre de 2017 / Reportaje completo en El Mundo

 

Abel Azcona: “Me he afiliado a 42 partidos”

El polémico artista entra en la familia de VOX, Falange, PP, Ciudadanos, PSOE, Podemos o CUP, además de Amanecer Dorado y Hogar Social, para demostrar que la única ideología es el dinero.

En plenas turbulencias políticas españolas, el artista Abel Azcona (Pamplona, 1988) inaugura este domingo en la galería Suiza Espace Dam su particular visión sobre la alteración ideológica y financiera de los partidos políticos y sus afiliados. En Political Dis(order) ha aparcado su cuerpo para utilizar su identidad como centro de la performance. En el último año empezó a afiliarse en partidos, sin discriminar. Se incorporó a todas las familias políticas que le dieron la bienvenida a él y a su dinero. “Me he afiliado a 42”. En un ejercicio casi periodístico, en el que ha reunido un festín burocrático de casi 300 documentos, pretendía documentar la experiencia política de un ciudadano en España. La conclusión es la que ya imaginábamos: que con tu voto no basta. Que tu dinero también interesa, sin importar lo que pienses, lo que opines, a quien aplaudas. “He conseguido formar parte de unas familias que no me habrían aceptado si no fuera por dinero”, explica a este periódico el artista. La hipocresía vuelve a ser el elemento capital de la propuesta personalista del polémico performer, que había traído por la calle de la amargura a la religión católica.

12 de Octubre de 2017 / Reportaje completo en El Español

 Noticia sobre la exposición retrospectiva de  Abel Azcona  en el  Museo de Arte Contemporáneo de Bogotá.

Noticia sobre la exposición retrospectiva de Abel Azcona en el Museo de Arte Contemporáneo de Bogotá.

Think So
 Reportaje y entrevista al artista  Abel Azcona  el 11 de Noviembre de 2017 en El Mundo.

Reportaje y entrevista al artista Abel Azcona el 11 de Noviembre de 2017 en El Mundo.